account arrowhead-down arrowhead-up mobile-menu search sm-bold-x x-skinny-rounded x-skinny arrowhead-right social-facebook social-googleplus social-instagram social-linkedin social-pinterest social-qzone social-renren social-tencent social-twitter social-vkontakt social-weibo social-youku social-youtube

Una de las claves de muchos negocios, ya sean grandes o pequeños, es conseguir valoraciones de los clientes acerca de si les gustan los productos que han comprado o contratado, qué les pareció una conferencia o qué opinan sobre una marca. La forma más rápida y sencilla de hacerlo es “lanzarles una encuesta”, algo que Survey Monkey ha simplificado y mejorado hasta el punto de que con el smartphone y una sencilla app para Android [gratuita, en Google Play] puede hacerse en cuestión de minutos. No hay que recurrir al equipo de programación ni a una agencia; más rápido y efectivo es difícil.

Para comenzar a utilizar la app basta registrarse con una cuenta y un correo electrónico (pueden usarse Facebook o Google). La app sirve básicamente para guardar las diversas encuestas que se crean y se realicen a lo largo del tiempo, analizar los datos y comprobar las estadísticas básicas: cuántas encuestas se han contestado, los porcentajes de cada respuesta, gráficas, etc. Survey Monkey también puede usarse vía web y quienes contestan a las encuestas pueden usar cualquier dispositivo.

Las preguntas de las encuestas pueden incluir diversos tipos de campos: opciones múltiples, menús desplegables, matrices o campos de texto. Las múltiples son del tipo A/B/C… en las que se pueden seleccionar uno o varios valores. Las de opciones desplegables sólo permiten elegir un valor; otras son de texto libre. Se puede hacer que sea obligatorio elegir alguna opción y también añadir el valor “otro…” por si las respuestas planteadas no son suficientes. Para facilitar el trabajo hay un Banco de preguntas donde muchas de las cuestiones típicas están ya definidas: ¿Está satisfecho/a con este producto? Por favor, valore de 0 a 10 el servicio recibido. ¿Le resultó fácil o fue difícil concertar una cita?– la lista es inmensa.

El resultado final es una encuesta con varias preguntas, una por página. Al revisarlas, la app permite mover las preguntas para cambiarlas de orden y realizar pequeños “ajustes de diseño”, tales como los colores y qué información se mostrará (título, número de preguntas, enlaces), además de seleccionar el idioma (español incluido).

Una vez terminada, la encuesta tendrá una dirección única (URL) que se puede copiar y enviar a quienes deban contestarla –ya sea por correo electrónico, WhatsApp, SMS, Facebook, Twitter, Facebook… La app incluso incluye un “modo quiosco” que deja ver únicamente la encuesta y permite usar el smartphone en cualquier lugar público –por ejemplo una sala de visitas– para recopilar información instantáneamente, con solo unos clics de quienes pasen por allí.

Una de las ventajas de Survey Monkey es que la versión gratuita de la app es bastante completa y permite crear las encuestas de forma muy flexible (de hasta 10 preguntas), lanzarlas y analizar los resultados en poco tiempo (hasta 100 respuestas). Si se quiere personalizar los envíos con logotipos o imágenes y ampliar el alcance, se puede elegir alguno de los planes profesionales, que eliminan los límites, trabajo en equipo, exportación de los datos o incluso análisis de los textos.

Este dispositivo utiliza la inteligencia artificial para forzar a tomar buenas fotografías
La Sony α7S II que está instalada en el exterior de la estación espacial grabando la Tierra en 4K
My112, la app de emergencias con geolocalización
Christoffer Relander, el fotógrafo que guarda paisajes en frascos de vidrio
PackPoint: una forma rápida y segura de hacer las maletas con la lista de viaje perfecta

Alvy

Tech contributor

100% geek y aficionado a la ciencia, la tecnología y a escribir.

Comentarios Mostrar comentarios