account arrowhead-down arrowhead-up mobile-menu search sm-bold-x x-skinny-rounded x-skinny arrowhead-right social-facebook social-googleplus social-instagram social-linkedin social-pinterest social-qzone social-renren social-tencent social-twitter social-vkontakt social-weibo social-youku social-youtube

¿Recuerdas los famosos Walkman o las ochenteras cámaras de vídeos caseros? Si lo piensas bien, Sony ha estado presente a lo largo de toda tu vida, siempre innovando y creciendo contigo. Después de décadas de trabajo, los últimos avances tecnológicos la compañía están reunidos en el nuevo Xperia XZ3.

Inteligencia Artificial

¿Reconocerías a AIBO, el perro robot que debutó en 1999? Desde entonces la conocida como AI ha experimentado tal revolución que hoy el XZ3 puede preparar automáticamente la cámara cuando nota que está en horizontal.

Pantalla OLED

Esta tecnología de pantalla procede de los televisores Sony BRAVIA, que comenzaron su andadura allá por el año 2005. Su increíble calidad de imagen tuvo que reproducirse en miniatura para que un smartphone como el XZ3 pudiera reproducirla.

Sistema de Vibración Dinámica

Seguro que recuerdas la primera vez que tuviste un mando DUALSHOCK de PlayStation entre las manos, cuyo sistema de vibración dejó asombrados a jugadores de todo el mundo. Hoy se puede sentir algo muy parecido en el tope de gama de la familia Xperia.

Cámara de 19 MP Motion Eye

¿Quién no ha tenido alguna vez una cámara Sony? La primera con tecnología digital de esta firma salió al mercado en 1988. Décadas de duro trabajo e innovación han llevado a incorporar una cámara con una capacidad increíble al bolsillo de los usuarios.

Audio

Seguro que te acuerdas de los Walkman, un imprescindible entre los adolescentes ochenteros. Hoy el sistema de audio del XZ3 (que en combinación con el sistema de vibración dinámica genera una experiencia de usuario única) es heredero de los años de mejoras para perfeccionar el sonido de los auriculares.

Cuando echamos la vista atrás resulta impresionante el camino recorrido, ¿verdad? Pero ahora, hacia delante. ¡Que nos queda mucho por hacer!

Comentarios Mostrar comentarios